Deportes

La burla de Tyson Fury: intentó lamer la sangre de Deontay Wilder en pleno combate

El Rey Gitano brindó un verdadero show, ingresó al MGM en un trono y durante la pelea sorprendió con una acción de mal gusto.

Domingo 23 de Febrero de 2020

158379_1582465659.jpg

El extravagante Tyson Fury, nuevo monarca del peso pesado, versión Consejo Mundial de Boxeo (CMB), dio un verdadero show y deleitó a los amantes del boxeo con una pelea de alto voltaje. Venció al estadounidense Deontay Wilder por nocáut técnico en el séptimo asalto, luego alabó la figura de su rival, pero dijo que el "rey" había vuelto a la cima del trono.

Fury sorprendió con su ingreso en el MGM de Las Vegas: sentado en un trono con rodeado de mujeres que lo llevaban hasta el ring. Provocativo, de principio a final. Luego, en el sexto round, intentó beber la sangre que salía del cuerpo de su rival, en un gesto desafiante, de mal gusto y altanero: sabía que tenía la pelea bajo control e intentó demostrar su superioridad.

Sobre la pelea, dijo: "Lo castigué con una gran derecha en el tercer asalto y se recuperó para demostrar que es un guerrero que volverá". Fury, de 31 años, analizó luego: "Será campeón nuevamente, pero diré a todos que el rey ha regresado a la cima del trono", aseveró.

Fury, que se mantiene invicto después de 31 peleas (30-0-1, 21 nocáuts) y defender por sexta vez el título, había "prometido" durante el acto de pesaje que la pelea acabaría en nocáut y él la ganaría en el segundo asalto.

"No se dio porque enfrente estuvo un gran campeón, un guerrero que llegó para dar un gran espectáculo deportivo", subrayó Fury.

"Sabíamos y no ocultamos que si presionaba con mi ataque a Wilder el combate estaría bajo mi control y así fue como sucedió porque no pudo aguantar la presión ni mis golpes", explicó Fury, quien se llevó una bolsa de 25 millones de dólares, la misma que recibió el perdedor.

En cuanto a la posibilidad, ya expresada por Wilder, de que podría haber una tercera pelea que defina al mejor de los dos para siempre, Fury dijo que no tenía ningún problema. Sobre todo porque, de disputarse, la bolsa no sería 50-50 sino de 60-40 a su favor.

 

 

<

Top Semanal

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

LOCALES

NACIONALES

INTERNACIONES

DEPORTES

SOCIEDAD

FARÁNDULA